Venite a La Paz - Noticias de La Paz Entre Ríos

Hay AGUA en la Luna, lo confirmó la NASA hoy

El esperado anuncio de la NASA trajo tanta sorpresa como prometía: según confirmó este lunes el organismo, se ha detectado agua en la superficie de la Luna. El descubrimiento se hizo gracias al Observatorio Estratosférico de Astronomía Infrarroja (SOFIA), un avión Boeing 747 modificado para transportar un enorme telescopio reflector.

Astronomy (1 y 2), no solo implica la detección directa de agua molecular (H2O) en la Luna, sino que señala también la existencia de grandes áreas, alrededor de los dos polos lunares, en las que el agua podría estar atrapada de forma estable.

Sin embargo, explicaron los especialistas, todavía es prematuro dar precisiones sobre «la cantidad de agua y en qué estado se encuentra». De acuerdo a los científicos de la NASA, sería conveniente, al menos por el momento, que este hallazgo sea utilizado como un recurso científico «para entender la evolución del Sol, de la Luna y de nuestro Sistema solar«.

«Es difícil saber si va a servir como un recurso natural para explotar. Las observaciones de SOFIA y otras futuras nos ayudarán a entender el gran panorama de dónde y cómo se encuentra el agua. Ahora sabemos que hay agua en algunos de los cráteres oscuros», dijeron durante el anuncio de este lunes.

Las novedades sobre el agua en la Luna

Estudios anteriores ya habían hallado signos de hidratación en la superficie lunar, especialmente alrededor del polo sur. Aquellas detecciones llevadas a cabo en 2009 de forma independiente por varias misiones espaciales (la nave india Chandrayaan-1 y las sondas de la NASA Cassini-Huygens y Deep Impact), sin embargo, no fueron concluyentes ya que los espectrómetros a bordo detectaron, en el rango del infrarrojo, absorciones a una longitud de onda (3 nanómetros) que podía delatar tanto la presencia de agua como de hidroxilo (OH), un grupo funcional formado por un átomo de hidrógeno y uno de oxígeno que es muy habitual en alcoholes y otros compuestos orgánicos.

Los estudios publicados este lunes en Nature Astronomy vienen a traer certezas sobre la presencia de agua en la Luna. En una de las dos investigaciones, Casey Honniball, del Centro Goddard de Vuelos Espaciales de la Nasa, analizó junto a su equipo los datos del telescopio aéreo del Observatorio Estratosférico de Astronomía Infrarroja (SOFIA), que observaba la Luna en infrarrojos a 6 nanómetros.

A esa longitud de onda, a diferencia de las observaciones anteriores, pudieron detectar una firma inequívoca del H20 que no se comparte con otros compuestos de hidroxilo. Los investigadores descubrieron, además, que en las latitudes altas cerca del polo sur el agua está presente en concentraciones que van de las 100 a las 400 partes por millón

Según Honniball y sus colegas, el agua detectada está, con toda probabilidad, almacenada en vidrio o esparcida entre granos de polvo y regolito de la superficie lunar, donde permanece a salvo de las duras condiciones ambientales.

En el segundo estudio, Paul Hayne y su equipo de colaboradores de la Universidad de Colorado en Boulder examinan con todo detalle la distribución en la Luna de áreas en sombra permanente, donde nunca llega la luz del Sol. Conocidas como «trampas frías», el agua podría ser capturada y permanecer inalterada en esos lugares durante larguísimos periodos de tiempo.

«Si puedes imaginarte de pie en la Luna y cerca de sus polos verías sombras por todas partes. Y muchas de esas sombras podrían estar llenas de hielo», dijo Hayne. Según el estudio, esos rincones oscuros, a salvo de los rayos del Sol durante miles o incluso millones de años, podrían ser mucho más abundantes de lo que se pensaba hasta ahora.

El anuncio fue hecho en vivo en NASA TV:

Según la NASA, este anuncio influirá en su próximo programa Artemisa, que busca enviar astronautas a la Luna para el 2024. 

«Este nuevo descubrimiento contribuye a los esfuerzos de la NASA para aprender sobre la Luna en apoyo de la exploración del espacio profundo. Bajo el programa Artemisa de la NASA, la agencia enviará a la primera mujer y al próximo hombre a la superficie lunar en 2024 para prepararse para nuestro próximo salto gigante: la exploración humana de Marte ya en la década de 2030. Comprender la ciencia de la Luna también ayuda a reconstruir la historia más amplia del sistema solar interior», expresó la agencia espacial estadounidense.

Fuente: página 12

A %d blogueros les gusta esto: